Oleocanthal y aceite de oliva, ¿cuál es su importancia?

Algunos de los aceites de oliva vírgenes extra pican en la garganta debido, en gran parte, al Oleocanthal. Además de por el sabor que ofrece al AOVE, el Oleocanthal es reconocido en todo el mundo por sus beneficiosos atributos. Este compuesto es uno de los polifenoles que conforman el aceite de oliva virgen extra y que, además, tiene propiedades parecidas al ibuprofeno.

Desde que se descubriera, el Oleocanthal ha sido objeto de estudios científicos alrededor del mundo para aplicar su potente acción antiinflamatoria a numerosas enfermedades. ¿Conoces la importancia del Oleocanthal? ¡Vamos a verlo!

¿Qué es el Oleocanthal?

Cuando consumimos aceite de oliva virgen extra, notamos un picor en la garganta. Existen muchas variantes a la hora de determinar por qué pica el aceite de oliva pero, en gran parte, ese picor se produce por el Oleocanthal. Es un compuesto natural que se encuentra en todos los aceites de oliva vírgenes, es decir, aquellos aceites de la máxima calidad. El Oleocanthal forma parte de los polifenoles, esas sustancias antioxidantes tan bien valoradas por sus cualidades.

La particularidad más conocida del Oleocanthal es que posee características antioxidantes y antiinflamatorias. De hecho, su acción antiinflamatoria es muy parecida a los efectos que produce el ibuprofeno. En la actualidad, se reconoce al Oleocanthal como el ibuprofeno natural por excelencia.

Este compuesto se descubre en 2005 gracias al doctor Gary Beauchamp que, después de asistir a una cata de aceites de oliva virgen extra, encontró familiar el picor que este le dejaba al final de la garganta. Según el médico, ese picor le recordaba al ibuprofeno líquido, ya que en ese momento se encontraba en un estudio sobre los efectos de este medicamento. En su laboratorio, pudo comprobar que algunas moléculas del aceite de oliva tenían las mismas propiedades que el ibuprofeno, pero de forma natural y no sintética. El resto, es historia.

Propiedades del Oleocanthal

Ácidos grasos, vitaminas, polifenoles… Muchos son los compuestos que hacen que el aceite de oilva virgen extra tenga beneficios para la salud. El Oleocanthal, además de sus propiedades antiinflamatorias, tiene muchas otras propiedades que resultan beneficiosas para nuestro organismo:

  • Propiedades antiinflamatorias. Aunque tenga una estructura completamente diferente al ibuprofeno, ambos inhiben la misma enzima; consiguiendo así un efecto antiinflamatorio.
  • Protección cardiovascular. El Oleocanthal puede ser responsable, en parte, de la baja incidencia de enfermedades cardiovasculares por el consumo de aceite de oliva virgen extra.
  • Efecto anticancerígeno. Se ha demostrado en un estudio in vitro que es capaz de matar las células cancerígenas sin dañar las células sanas.
  • Potente contra la artrosis. Además de su acción antiinflamatoria, se ha demostrado que regula la actividad de otra molécula relacionada con la respuesta inmunitaria y que también actúa como un potente inhibidor de la respuesta inflamatoria en las células del cartílago articular lo que, a su vez, abre la vía para tratar la artrosis y el dolor asociado a la artritis.
  • Combate los efectos neurodegenerativos y el Alzheimer. Un reciente estudio de Australia ha demostrado que las personas con enfermedades neurodegenerativas muestran una baja adhesión a la dieta mediterránea y existe muy abundante evidencia científica que muestra una disminución del 40% en la enfermedad de Alzheimer en aquellas poblaciones que siguen un estilo de dieta mediterráneo.
  • Gran antioxidante. No podemos dejar de lado que el Oleocanthal es un antioxidante natural, por lo que ayuda a combatir el estrés oxidativo y mantiene a nuestras células libres del envejecimiento prematuro (con todos los riesgos que ello conlleva).

Llegados a este punto, resulta importante recalcar que el aceite de oliva o, en este caso, el Oleocanthal es la cura a todas las enfermedades. Con este artículo, queremos enumerar las propiedades de este componente que pueden ayudar a reducir, prevenir o paliar algunas de ellas, aunque entren en juego numerosos factores.

Estudios específicos sobre el Oleocanthal

Hay muchos estudios internacionales sobre los efectos específicos del Oleocanthal y que la han colocado como una molécula afín a los antiinflamatorios no esteroideos.

En un estudio in vitro publicado en Molecular and Cellular Oncology se ha probado que el Oleocanthal mata células cancerígenas en 30 minutos y no daña las sanas. Este compuesto actúa destruyendo los lisosomas, que contienen desechos del metabolismo, de las células malignas.

Otro estudio vincula el Oleocanthal con el Alzheimer. La científica Amal Kaddoumi, suministró Oleocanthal a ratones, los cuales vieron reducida la acumulación de placa beta-amiloide, causante de la enfermedad.

En la Universidad de California, se presentó un estudio clínico en el que se demostró que el Oleocanthal inhibe la agregación plaquetaria, es decir, que evita la formación de coágulos en la sangre. De forma lineal, por tanto, se reducen la posibilidad de padecer infartos de miocardio, ictus…

Estos estudios no son concluyentes, pero sí que abren camino a nuevas vías de investigación y aplicación del Oleocanthal en muchas de las enfermedades actuales.

¿Cómo saber si un aceite de oliva es rico en Oleocanthal?

El Oleocanthal está en todos los aceites de oliva vírgenes, es decir, en todos los aceites de oliva de calidad. Virgen o virgen extra, ambos tienen Oleocanthal. Para saber si un aceite es rico en Oleocanthal, podemos fijarnos en dos variantes:

  • La variedad del aceite. Hay variedades que, de por sí, son más ricas en Oleocanthal que otras. Es el caso de la variedad picual del aceite de oliva, por ejemplo, que además es la variedad capaz de conservar durante más tiempo este compuesto. Otras variedades que también se caracterizan por tener este compuesto son la variedad cornicabra o la royal.
  • El picor del mismo. Si un aceite de oliva pica al tragar, en el retropaladar, ese aceite tiene compuestos de Oleocanthal. Si no pica, probablemente se haya perdido gran parte de esta propiedad.

Para poder aprovechar las propiedades del Oleocanthal, los expertos recomiendan el consumo diario y regular del mismo. Recordamos que con cuatro cucharadas soperas diarias de aceite de oliva virgen extra es suficiente. De esta forma, estaremos ingiriendo de forma preventiva 125 miligramos de Oleocanthal.

Los aceites de oliva Bercho y Oleobercho son aceites de oliva virgen extra de gran calidad, ambos elaborados con aceitunas de la variedad picual, con un picor y un amargor que dejan un buen retrogusto en el paladar. Por lo que son aceites ricos en Oleocanthal.

Volver

Oleocanthal y aceite de oliva, ¿cuál es su importancia?
¿Te ha gustado el artículo?51

Últimas entradas:

ÚNETE A LA COMUNIDAD
CASTILLOLIVA

Sé el primero en recibir noticias sobre las últimas novedades de Castilloliva, sobre el mundo del aceite de oliva y exclusivos descuentos solo para ti.